Salud visual

Salud Visual

La Salud Visual se define como la “ausencia de aquellas alteraciones visuales, que impiden al ser humano conseguir un estado físico, cultural, estructural y funcional de bienestar social”. También es considerada como la ausencia de enfermedad ocular, acompañada de una buena agudeza visual.

Cuando se cuenta con una buena salud visual, se fortalece la salud en general, aumenta la capacidad de aprendizaje y desarrollo, se mantiene la autonomía e independencia de las personas, permitiéndoles un adecuado desempeño en su vida cotidiana.

Según la Organización Mundial de la Salud, las regiones menos desarrolladas tienen mayor proporción de  alteraciones visuales,  al igual que los adultos mayores de 50 años  y las mujeres.

La discapacidad visual y la ceguera, ocupan el segundo tipo de discapacidad humana con mayor prevalencia mundial. La modificación del término baja visión, incluye los defectos de refracción como causas fundamentales de discapacidad visual.

En la población infantil las alteraciones visuales no corregidas pueden generar dificultades en el proceso de aprendizaje y retraso en el desarrollo psicosocial.

Para mantener una buena salud visual, hay que evitar todos aquellos hábitos que generen  un esfuerzo visual,  como no llevar la corrección óptica apropiada, también el exceso o deficiencia de iluminación,  la mala alimentación por déficit vitamínico;  una higiene inapropiada de la cara, de los ojos y de las manos, pues el tocarse los párpados constantemente con las manos sucias pueden provocar infecciones; el tabaquismo, puede generar cataratas y degeneración macular;  rascar los ojos cuando pican puede generar problemas de cornea; no dormir lo suficiente, pues durante las horas de sueño la superficie ocular se recupera de las agresiones de todo el día y se produce una regeneración de las células epiteliales que revisten la cara anterior del ojo; no emplear gafas adecuadas que nos protejan de los rayos solares.

La falta de visión en su extremo más grave produce ceguera.

Definiciones

- Agudeza visual

Es la capacidad de los ojos para percibir, detectar o identificar objetos especiales con unas condiciones de iluminación buenas, a una distancia específica. Esta condición se evalúa a través de distintas técnicas, una de ellas y de las más comunes es el Test de Snellen.

 

- Defectos de refracción

O ametropías son todas aquellas situaciones en las que por mal funcionamiento óptico, el ojo no es capaz de proporcionar una buena imagen, esto genera disminución de la agudeza visual y en muchos casos la baja visión. Los defectos refractivos son considerados como prioridad de abordaje por su alta carga de morbilidad en especial en la población escolar y porque al detectarse oportunamente pueden ser tratados y manejados logrando una alta probabilidad de prevenir ceguera.

Los defectos refractivos son: Miopía, hipermetropía, astigmatismo y ambliopía; los síntomas principales son la visión borrosa, picazón, sensación de tensión en los ojos y, ocasionalmente, dolor de cabeza, estos últimos provocados por un sobre esfuerzo continuado. Estos síntomas  desaparecen al corregir el defecto, ya sea con anteojos, lentes de contacto o cirugía.

Los defectos de refracción no siempre se pueden prevenir, sobre todo cuando se trata de factores genéticos y hereditarios, sin embargo, pueden ser controlados y compensados si se detectan a tiempo, especialmente en la etapa escolar;  ésto permitirá prevenir complicaciones como la ambliopía.

- Ambliopía

Puede definirse como una disminución de la agudeza visual en uno o ambos ojos, a pesar de no observarse anormalidad en el examen oftalmológico. Se le conoce como ojo perezoso.

Curación total: Sólo hasta los 5 años de edad y lo padecen el 5% de la población pediátrica.

 

- Catarata

Una catarata ocurre cuando el cristalino se nubla total o parcialmente afectando la visión, esto puede ocurrir en uno o en ambos ojos pero no es transmisible de un ojo al otro; la mayoría de las cataratas están relacionadas con el envejecimiento y son muy comunes en las personas mayores; generalmente cuando se llega a los 80 años de edad, más de la mitad de las personas tienen una catarata o han tenido una operación de ella.

Las cataratas relacionadas con la edad se desarrollan de dos maneras:

-  Por acumulaciones de proteína reducen la claridad de la imagen que llega a la retina

El cristalino está compuesto en su mayoría por agua y proteína. Cuando esta proteína se acumula, nubla el cristalino disminuyendo la luz que llega a la retina. La opacidad puede ser tan severa que hace borrosa la visión.

La mayoría de las cataratas relacionadas con la edad se desarrollan debido a las acumulaciones de proteína. Cuando es pequeña, la opacidad afecta solamente una pequeña porción del cristalino, en estos casos no se sienten cambios notorios de visión, sin embargo, las cataratas tienden a "crecer" lentamente, por lo tanto la visión se deteriora gradualmente, con el tiempo, el área opaca del cristalino se puede agrandar y la catarata puede aumentar de tamaño, la visión se dificulta, haciéndose más opaca o más borrosa.

- Cuando el cristalino cambia lentamente a un color amarillento o marrón, añadiendo un tinte marrón a la visión

El cristalino es transparente, sin embargo con la edad poco a poco adquiere color; la visión puede lentamente ir adquiriendo un color marrón, al principio la cantidad del color puede ser poca sin causar problemas con la visión, pero con el tiempo el color se intensifica y puede hacer más difícil leer y hacer otras actividades rutinarias, aunque la coloración no afecta la claridad de la imagen transmitida a la retina, si puede afectar la percepción de colores, en especial los tonos azulados y rojizos.

El riesgo de cataratas aumenta al envejecer; otros factores de riesgo son:

. Ciertas enfermedades (por ejemplo, la diabetes).

. Uso de tabaco o alcohol.

. Exposición prolongada a los rayos ultravioletas del sol.

La catarata representa cerca del 48% de los casos de deficiencia visual en el mundo, siendo una causa recuperable por medio de cirugía.

Acciones para prevenir la aparición de cataratas

. Uso de protección solar con filtros.

. Consumir frutas y verduras.

. Evitar el uso del tabaco

. Prevención y control de la diabetes como factor de riesgo.

. Control de la obesidad.

- Glaucoma

El ojo fabrica un líquido en forma constante llamado humor acuoso que tiene varias funciones importantes. El humor acuoso circula dentro del ojo desde la cámara posterior a la cámara anterior, y sale del ojo a través de una serie de canales altamente especializados que forman una malla y que se llama malla trabecular o trabeculado.

Habitualmente existe un balance entre la producción y la salida del humor acuoso para mantener la forma y la función del ojo. Cuando el humor acuoso no puede salir del ojo, la presión intraocular (PIO) aumenta, lo que puede llevar al desarrollo del glaucoma. Si la presión está elevada en forma importante o por un período prolongado, daña el nervio óptico.

Cuando se daña el nervio óptico, se comienza a perder el campo visual. Primero se empieza a perder el campo visual periférico. En esta etapa las personas no notan nada, y cuando observan una disminución de su campo visual han perdido un gran porcentaje del mismo. Los exámenes disponibles en la actualidad son capaces de detectar el déficit visual con gran anticipación, mucho tiempo antes de que este déficit signifique un problema para la vida cotidiana de las personas.

No muy frecuentemente, el glaucoma puede ocurrir con PIO normal, lo que se denomina de presión normal.

Existen distintos tipos, el más común se denomina glaucoma primario de ángulo abierto, también llamado crónico simple. Otros tipos son de ángulo cerrado, de presión normal, pigmentario, exfoliativo o privilegiativo, juvenil, congénito, etc.

 

Retinopatía del prematuro (ROP)

La Retinopatía del Prematuro es un trastorno retiniano de los niños prematuros de bajo peso, caracterizado por proliferación de tejido vascular que crece en el límite entre la retina vascular y avascular que potencialmente puede provocar ceguera.

Con el avance de la tecnología, ha aumentado la supervivencia de los niños prematuros de menos de 1250 g. de peso, y está presentándose en forma creciente el problema de Retinopatía del Prematuro (ROP), que consiste en el desarrollo anormal de vasos en la retina periférica y de los cuales la mayoría se resuelve espontáneamente. Sin embargo existen algunos que progresan llegando inclusive a la ceguera total o una pérdida sensible de la visión.

Este problema es prevenible en un 50% con un tratamiento oportuno a base de cirugía láser y crioterapia.

Principales Factores de riesgo

. Peso al nacimiento inferior a 1600g

. Peso superior a 1600g pero que han recibido oxigenoterapia prolongada, han sido sometidos a transfusiones o han sufrido sepsis, anemia, hipoglucemia.

- Alteración visual

Se caracteriza por presentar dificultad para ver de lejos y/o cerca, que se puede corregir con anteojos, lentes de contacto, o cirugía, logrando mejorar su funcionalidad y autonomía.

Dentro de las alteraciones visuales encontramos los errores de refracción como, la miopía, la hipermetropía y el astigmatismo, estos son los problemas visuales más comunes en los niños.

- Baja visión

Según la OMS, Una persona con baja visión es aquella que tenga una alteración de la función visual aún después de tratamiento y/o corrección refractiva estándar (anteojos o lentes de contacto), y tiene una agudeza visual de menos de (20/60) a percepción de luz, o un campo visual de menos de 10 grados desde el punto de fijación, pero que usa, o es potencialmente capaz de usar la visión remanente para la planificación y/o ejecución de una tarea”.

La anterior afirmación, nos indica que una persona con baja visión presenta dificultades para ver y desempeñar sus funciones diarias como, leer, escribir, desplazarse, reconocer los rostros de las personas, acceder a información en el computador, aún con la mejor corrección óptica, llámese anteojos, lentes de contacto, entre otros.

Las personas con baja visión irreversible, requieren ayudas ópticas especiales como son, lupas, magnificadores, telescopios, tecnología especializada, entre otros, estos elementos facilitan el desempeño a nivel social y laboral.

- Ceguera

Se caracteriza por ausencia total de visión y percepción de luz por ambos ojos, se requieren productos de apoyo como el bastón de movilidad y tecnología especial para el acceso a la información que contribuya a su inclusión social.

Constituye una pérdida visual significativa, que impide el desarrollo de actividades cotidianas o laborales básicas, compromete la independencia y la supervivencia del individuo. Estas personas acuden a profesionales, instituciones especializadas, instrumentos de ayuda y entrenamientos específicos para recuperar su capacidad de orientación, locomoción e independencia.

 

Autocuidado

  • Cuidados prenatales para prevenir enfermedades en la madre y posibles complicaciones en el desarrollo del feto que pueden ocasionar ceguera en el niño.
  • Revisión por optómetra u oftalmólogo en el primer año de edad según necesidad.
  • Alimentación saludable rica en vitaminas A, C y E, además de alimentos ricos en antioxidantes.
  • No consumo de cigarrillo como factor de riesgo que podría ocasionar alteraciones visuales y oculares.
  • Ergonomía visual laboral que incluye adecuada iluminación, posturas adecuadas, pausas visuales, uso de elementos de protección visual y uso de corrección óptica.
  • No frotar excesivamente los ojos para evitar infecciones, lesiones, ojos rojos e incluso deformidad de la córnea. Lo mejor cuando exista molestia es cerrar y abrir los ojos o aplicar lágrimas artificiales.
  • Uso de anteojos para protección solar y práctica de deportes extremos.
  • Tiempo adecuado para el sueño como actividad que contribuye a mantener una buena salud ocular.
  • Los pacientes diabéticos e hipertensos deben realizarse una valoración de fondo de ojo cada año.
  • No uso de gafas preformuladas listas para leer sin valoración de optómetra u oftalmólogo.
  • Tome medidas de protección frente al sol y limite el tiempo de exposición a éste, a fin de prevenir o retardar la aparición y progreso de las cataratas.
  • Procure comprar gafas o lentes, con protección para los rayos ultravioleta, en lugares seguros y confiables.
  • Realice un examen visual anualmente, a fin de detectar si existe un problema visual.
  • En caso de tener períodos largos frente a las pantallas descanse cada 15 minutos durante cinco minutos, parpadeando y fijando la mirada al punto más lejano posible.
  • No se automedique ni adopte prácticas que afecten su salud visual.

BIBLIOGRAFÍA

  1. Lineamiento para la implementación de actividades de promoción de la salud visual, control de alteraciones visuales y discapacidad visual evitable (estrategia visión 2020) Dirección de Promoción y Prevención Subdirección de Enfermedades No Transmisibles.
  2. Organización Mundial de la Salud (2009). Prevención de la ceguera y la discapacidad visual evitables. 62ª ASAMBLEA MUNDIAL DE LA SALUD.
  3. Conozca cómo cuidar su salud visual, bucal y auditiva: https://web.observatorio.co/.../conozca_como_cuidar_salud_visual_bucal_auditiva_x
  4. ¿Qué es Ambliopía? www.cmcoptometria.com/temas/ambliopia.pdf

 

Los comentarios están cerrados.